jueves, 26 de noviembre de 2020

¡Ding-doong!

    Cosas que ocurren por aquí...


    Habrá que volver a hacer esos hot-cross buns, sujetando mejor el bote de pimienta xD

...

PD. Me fueron ofrecidos unos calcetines a cambio, pero confieso que no entendí la propuesta hasta haber cerrado la puerta. Mecachis.

miércoles, 4 de noviembre de 2020

Bujtichki de mamá, para desayunar (en un sábado confinado cualquiera)

    Hace un par de semanas ocurrió esto y no pude resistirme a dibujarlo ^_^ Este era otro de mis desayunos favoritos cuando era pequeña y sigue siéndolo ahora, aun preparado lejos de la cocina de mi madre y sin su compañía. Aquel sábado intenté recrear las mañanas de cuando nos separaban sólo una habitación, una hora de tiempo, o una diferencia de opinión (o sea, la adolescencia xD). Y aunque aquí falta aquella mesa con su mantel de punto, y sobran dos sillas vacías - he de decir que el desayuno salió clavadao...y... (lo siento) no tuve mucho tiempo para la nostalgia, puesto que mi glotonería apagó lo que quedaba de neuronas sentimentales.. 

   No se me ocurre nada no-bueno que decir de esta receta...excepto que es realmente imposible dejar algo para la merienda..Y que es casi garantizado el estar gordo el resto del día. Si no fueran esos dos detalles, me alimentaría de bujtichki y de café hasta ...hasta... ¡Hasta que lo prohiban con multas! (miento..me arriesgaría..)

(pincha en las imágenes para leer mejor)




Y, por supuesto, versión en búlgaro (que es la original:)
💕
 
 


Si os gustan los panecitos de bicarbonato o los donuts, quizás también os guste este desayuno. A mi me chifla, pero es cierto que en este caso no soy nada imparcial. Ah, y, no seáis vagos como yo...usad la sartén :o) 

Disfrutad de vuestras mesas de desayuno, de vuestras mañanas y de vuestras mamás, si las tenéis cerquita. 

¡Salud y kilos de bujtichki!
🙋

jueves, 8 de octubre de 2020

El día de la banana

    Hacía mucho que no compraba plátanos. El otro día, en la frutería, había unos tan amarillos y perfectos que no me pude resistir. Yo los llamo plátanos a todos - a los canarios y a los que se venden aquí como bananas. Para mi la palabra "banana" fue siempre sinónimo de "plátano", hasta que llegué a España y me di cuenta de que por lo visto eran cosas diferentes. Vamos, que, para mi, la banana seguirá siendo plátano, y siempre que diga "plátano" significará lo que aquí llaman "banana" (como en los contratos.."Banana tal y cual, con domicilio en "x", en adelante "El Plátano" ...Vaya día tengo xD). 

     Total, que tengo en especial estima a los plátanos y supongo que es porque en mis recuerdos simbolizan algo extraordinario. Y cuando paso un tiempo sin comerlos, el primer mordisco siempre - sin falta - reproduce en mi mente mi primer recuerdo del sabor del plátano. Tendría unos 4 años, vivía en Bulgaria (en la época en que había-todo-para-todos, pero sólo cuando había) y ese día me cuidaba mi Abuela-de-Ciudad, que vivía en la costa del Mar Negro. Era un día cualquiera, hasta que se convirtió en...


    Esto sería a finales de los años 80, para que os hagáis una idea. Aunque he vivido muy poco de aquellos tiempos, y fuese demasiado pequeña para recordarlos, sí que tengo selladas unas cuántas imágenes y sabores como estos en mi memoria. 

    El plátano, el pan caliente, el dulce de ciruelas con almendra y el olor a geranios son como mi tecla de enter, para viajar en el tiempo. 

    Os dejo la versión en búlgaro, que era la original. Y espero que mi abuela no se ofenda por haberla dibujado con gafas...que nos conocemos xD





    En búlgaro: plátano es BANÁN. Y "cola" (que hoy en día se lleva mucho lo de hacer cola), es "OPÁSHKA". Por ahora, no más palabras búlgaras, ¡pero todo se andará! 

    ¡Felices plátanos para todos!

💕


miércoles, 23 de septiembre de 2020

Un boxty “Sin” (o cena alla “nomequedanadaenlanevera")

     Hay días que, de verdad, SON pereza. Diréis "es el tiempo".. "es la lluvia"... "es el modo pandemia".

No, es HOY. Estos días que, desde que asomas la nariz por encima de la sábana, después de 4 veces de silenciar la alarma, ya anuncian tu actitud para las próximas 12 horas. 

    Pues de estos he tenido un par en la última semana. Uno de ellos fue el sábado, el otro hoy. El sábado, como resultado, cené esto que os cuento más abajo. Hoy pienso repetir...aunque eso de rallar..uf, es duro..

    
     Aquí lo tenéis, mi no-boxty. Puesto que le faltan la mitad de los ingredientes. Por no decir dos tercios xD Si eres irlandés y estás leyendo esto, por favor, no me lo tengas en cuenta... Prometo que no volverá a ocurrir. Excepto hoy, que tampoco tengo intención de esforzarme en abrir una botella de leche por usar dos gotas.. Ni de ir a por más patatas AL EXTERIOR.... Además, si cierras los ojos y te concentras muy concentradamente, diría que esto casi sabe a tortilla de patatas. Tortilla "sin", claro. 


     Los que me conocéis de tiempo atrás, o me seguís desde los comienzos, sabéis que tengo una especial debilidad por las guarrindongadas puntuales. He aquí una muestra extraordinaria 😬 El #atomarporsaco una vez por semana sienta de maravilla. 

     Y bueno, vale ya de cháchara..que qué pereza hablar. Mecansao. Voy a ver qué ofrece mi nevera, y si acaso existe alguna posibilidad de que la cena se prepare sin mi participación. Hablaré con mi patata, que ya es autosuficiente. 

   Que aproveche, digo, buenas noches, digo..bah... Ya me entendéis. 

🍔

... Os dejo una receta de boxty de verdad, por si os preguntáis qué es (no os vayáis a quedar con mi versión xD) Pinchando aquí 👈

viernes, 18 de septiembre de 2020

Printseski: un desayuno muy favorito

    Aquí, ¡el desayuno prometido! Uno de mis favoritos, con diferencia - y más, si es con huevos de la abuela. Pero bueno, hoy nos conformaremos con huevos sin abuela. Espero que os guste casi tanto como a mi :o) 



    Se llaman "printséski" - que en búlgaro significa "princesitas". Ni idea de por qué xD Las mías, a juzgar por la cantidad que le echo a cada rebanada, serían unas princesitas muy poco finas ... pero muy dignas 😌

    En el Facebook del Cartoon y en mi Instagram podéis ver el dibujo inicial, de aquella misma mañana, con el café. 

   Se me están acumulando palabras búlgaras que enseñaros, ¡pero llegarán! Soy una profe alternativa, ya sabéis ^^

   Disfrutad de los huevos que os de la vida, y cuidados mucho 🙏

¡Feliz viernes!

martes, 18 de agosto de 2020

Proshtapúlnik: tradiciones búlgaras que molan ^^

   Esta semana os pienso enganchar a otro invento de búlgaros ^____^ Lo único, necesitáis un hijo. Pero no pasa nada si no tenéis, lo podéis pedir prestado. O esperar unos meses hasta tener uno propio y andante. ¡No iba a ser todo para ya! Si no, más abajo os propongo adaptaciones extraoficiales para adultos que-no-desean-crecer o profesionales en crisis existencial. 

   Esto es: ¡el Proshtapúlnik! (en búlgaro "П р о щ а п у л н и к") Es la celebración que se hace en Bulgaria tradicionalmente, cuando un bebé empieza a andar ^^ Se colocan en una mesita baja (a la altura del niño) varios objetos que simbolizarán cada uno una profesión, se suelta al bebé a andar y lo primero que agarre será su futura profesión. Dicen. 

   Y ahora, ataréis los cabos...

   Eso sí, hacedles un favor a vuestros hijos y no les contéis lo que eligieron, hasta que no elija ya siendo mayor xD Que la vida haga lo suyo, por favor, que así es más divertido! 

   A mi me contaron la historia de mi Proshtapúlnik cuando ya se veía claramente que lo del dibujo no iba  a tener cura y lo de cocinar - menos. Eso sí, jamás hubiera imaginado que cocinaría con dibujos... o que mis dibujos se comerían. Quizás la precuela de todo no fue ni siquiera esta celebración - sino el hecho de que mi libro favorito cuando aún me desplazaba a cuatro patas, era el libro de cocina de mi madre, el cual yo usaba como lienzo para mis ambiciosos círculos-con-esquinas, a puño suelto - o sea, técnica libre. No tengo foto, pero sí el libro en cuestión (abajo del todo, el documento gráfico..reliquia de los 80). 

   Ahora...entendéis....Era absolutamente inevitable que este blog ocurriera .... 😂



   No sé si es destino, o elección, pero no han cambiado mucho las cosas desde entonces..excepto que ahora prefiero chupar la cuchara. 

   Ya que esto os dará envidia a muchos - ¡y nadie debería quedarse sin celebrar sus primeros pasos! - os propongo aquí una variante propia de esta fiesta de los oficios. O día de "Qué leches quiero ser, ahora que me quedé en el paro" Esto, ni el coaching xD 

   Sería una versión a lo "piñata" pero en vez de dar palos y que caiga una profesión (que lo mismo duele), que vuestros amigos repartan a vuestro alrededor los objetos-oficios; vosotros, en el centro y con los ojos vendados; girar tres veces para desorientaros y andar en alguna dirección. Donde os paréis (o donde señaléis) el objeto que esté allí será vuestro futuro trabajo. ¡Magia potagia! 👐 Dejo los detalles a vuestra imaginación.... Lo mismo descubrís vuestra vocación secreta, juas juas juas.

   La tradición original va acompañada de diferentes costumbres que, según he investigado, varían bastante de casa a casa. Pero siempre incluye la preparación de un pan festivo que se reparte al final entre los familiares. Este pan, que es grandote y redondo, se hace rodar delante del niño, antes de que eche a andar hacia su futuro trabajo xD Cual rueda de coche. Se prepara para traer prosperidad y salud en el camino del niño. 

  ¡Y ...porque sin pan no hay fiesta! Está para chuparse los dedos en cualquiera de sus versiones. Pero la base es más o menos algo así:

   La versión más sencilla sería, una vez amasado, dejarlo fermentar en la misma fuente donde se hornerá, pintarlo con yema de huevo y meter directo al horno precalentado a 180ªC (hasta que se dore o el palillo salga seco). En las versiones más entretenidas, después de que la masa doble su tamaño (la primera vez, es decir, hasta donde llega el dibujo), se divide en bolitas - según la forma que se le vaya a dar - se estiran, enrollan, hacen formitas, etc...Se monta un pan bonito formado de bollitos, rositas, o con forma de corona o como uno decida. Y se deja reposar tapado otra vez, hasta que se hinche de nuevo y rellene la fuente. Entonces ya se pinta y se hornea. 

   Sea como sea, me parece una tradición muy graciosa. Creo que convocaré un domingo de oficios...Y, de paso, tengo excusa para hacer un pan tamaño rueda de camión 😬 Si de pronto empiezo un blog sobre jardinería, ya sabéis - será que me tocaron las tijeras de podar xD 

  Uy, que se me olvida. Aquí, el documento gráfico prometido. Mi primera ilustración - sobre el libro de cocina:

    No encontré los círculos angulados, pero esto es mejor! Ya desde entonces iba a directa a la masa xD Supongo que en esta página debí de considerar mejorable la fotografía y... la corregí... Poniendo el paso número 6 😂

    Dicho esto, me vais a disculpar, pero hoy voy disparada, ¡¡que hay una harina en la cocina que me espera!! 

¡Feliz día cualquiera, cartoonitos!


...


   PD. Si tenéis preguntas sobre los objetos que se colocan o cómo se hace - escribidme al correo, que os cuento más cosillas encantada ^^



viernes, 7 de agosto de 2020

Tiramisú 2.0.

    Ya tocaba algo dulce DE VERDAD 😬 ¡Que a ver si vamos a adelgazar! Como diría mi abuela: (cara consternada) "Uy, tienes que redondear un poco esos mofletes.. estás chupá ".. Que es el opuesto de: (cara de satisfacción) "Uy, ¡qué guapa! Has rellenado bien el culete" 😐................ Total, que, ¡a las abuelas hay que tenerlas contentas! Yo me sacrifico 🙋 Si hay que comer postre, ¡pues se come! ¡Faltaría más!

   A lo que iba. Que hace demasiado que no dibujo algo dulce dulce. Con esto de vivir en mi cueva recóndita, la verdad, he ido preparando cada vez menos dulces de aquellos - mi congelador ya no daba abasto y, además, congelar un bizcocho o una crema pastelera, vale, pero congelar una tarta con todo su carnaval (o una tarta fracasada, qué pereza..), o congelar galletas.. o ¿un flan? No lo veo. Acaba siendo una chapuza y se termina convirtiendo en un "Arrgh..tengo que comerme LA tarta del congelador" ..tengo que "convertir en ALGO esa crema"...tengo que "usar POR FIN esa masa"....¡Y los postres, no deben ser un agobio!  De modo que, los últimos 4 años he perfeccionado el minimalismo goloso...repostería zen xD. Mis tartas son tamaño pitufo, mis experimentos son de medias cantidades y me he especializado en sartén VS horno... yo que era de "¿¿¿¿Una casa SIN HORNO?????" En fin. Cosas de la vida. 

Bah, sigo adorando el horno. Pero sin ansias.
Zen power 💪

   Ahora diréis, "¿Y por qué no les llevas bizcochos a los vecinos?" Porque muero de vergüenza, ¿¿¿vale???
Por eso, y porque me los acabo comiendo antes de pensar en los vecinos... todo hay que decirlo. No vas a llevar tres tristres trozos en un tupper, es de mala educación ☝
¿Y por qué no haces magdalenas? ¡P o r q u e   p r e f i e r o   l o s   b i z c o c h o s!
   Hoy, pues, toca Tiramisú. No es en realidad un tiramisú estándar, ni es una receta cualquiera. Es la receta de un 💓cocinero💓 que descubrí hace nada, gracias a una amiga (gracias, Sori 💕), y que se queda ya entre mis favoritos. Es Javier Peña, que seguro que muchos le conoceréis - el de "Comerse el Mundo". En el confinamiento por lo visto estuvo subiendo video-recetas a diario, y esta que he dibujado hoy es una de ellas. Os dejo el enlace a su video de la Tartaleta de Tiramisú, para que veáis que de verdad está chupao ^^ Entre la tartaleta de tiramisú, las ciegas con requesón y el hojaldre de coco y piña, me volví bizca.  Seguramente dibuje alguno más de esos postres suyos de confinamiento, que creo que he tenido un flechazo degustativo con sus inventos. 
Y no pienso congelar NADA
 Ingredientes
(a ojo, losientoooh)

pasta filo (yo puse brick sin querer, pero vale también)
mantequilla 
galletas
café
chocolate
queso crema
azúcar glass
piñones garrapiñados - picados
...
papel de horno + garbanzos para poner peso (se pueden reutilizar☝)
manga pastelera o 2 mangas desechables 

   Creo que me ha podido la emoción y la última tartaleta la he dibujado tamaño ogro. Pero son pequeñas, ¿vale? A no ser que decidáis hacer una fuente entera de tartaleta y alimentaros de postre durante el resto de la semana 😬 Os recomiendo mirar el video porque ahí se ve mejor tanto el tamaño de las cosas, como las cantidades, que bastante tenéis con que son a ojo y se qué poco os gusta ese término xD. 
 
   El resto, está en vuestras manos ^^
   
   Mordisco, crujido, 
¡ salud !

miércoles, 29 de julio de 2020

viernes, 24 de julio de 2020

Una ensaladilla llamada Blancanieves

    Prometí una receta salada para que podáis usar de diferentes formas el yogur escurrido, y aquí la traigo ^^ Fácil, bonita y fresquita. Es mi favorita para los calores de verano. En Bulgaria es tan común como la ensaladilla rusa aquí y la receta varía de una casa a otra, claro. Yo la preparo así (muy a ojo, lo sientooooh):

    Es muy típico prepararla también con pepinillos en vinagre - quede igual de rico. Sólo que entonces no le añadiríais el vinagre y tampoco la sal. Yo la preparo con pepinos frescos porque así me resulta más ligerita y más fresca, pero está buena de las dos maneras. Alguna vez se me ha olvidado echar las nueces dentro y las puse por encima.. también funciona ^_^ De hecho, lo de las nueces por encima es cosa mía, podéis echarlas todas dentro. 

Ingredientes

500gr. yogur escurrido (lo obtenéis de 1kg de yogur)
3 pepinos medianos (o al gusto..pueden ser menos)
media taza de nueces picadas
eneldo fresco - medio manojo
aceite, vinagre y sal

(vamos, a ojo..)

1. La noche anterior, dejar escurriendo el yogur, ya sabéis como. Guardad luego el suero, que se puede usar para muchas cosas buenas..
2. Al día siguiente, pelar los pepinos, cortarlos en cuadraditos pequeñicos; picar el eneldo y las nueces (o moledlas, si preferís).
3. Mezclar en un bol el yogur escurrido, sal al gusto, un chorro de aceite, otro buen chorro de vinagre, el eneldo, la mitad de las nueces y el pepino - a poquitos, por si de pronto os parece que es demasiado. Debería quedar de consistencia como la ensaladilla rusa - es decir, la proporción yogur/pepino debería ser más o menos como la proporción mayonesa/patatas en la ensaladilla rusa..Como a vosotros os guste.
4. Echar por encima la otra mitad de las nueces. Esto, como os decía, es opcional también - podéis echarlas dentro todas. Yo lo hago así porque me gusta, pero en realidad la idea es que la ensaladilla se vea blanca.. que por algo se llama como se llama. La mía es una Blancanieves mulata xD


    Por supuesto, en búlgaro suena más auténtica. No iba a ser todo fácil 😬 Esta vez no hay chuleta, confío en vuestros cerebritos. 
    El aceite y la sal, las tenéis aquí 👈 (por si os quedáis en blanco...yo ya sé que os las sabéis..), las nueces y el yogur están aquí 👈 Ahí mismo tenéis también bolecitos para emplatar...Parece que os tengo de visita en mi cocina xD 
    Yyyy..no sé si me dejo algo.. Creo que ya tenéis todo lo necesario para el primer plato de mañana. Vale para acompañar casi cualquier cosa, es muy amigable :) 

   Me pregunto..si preparo una ensaladilla llamada Blancanieves con manzanas en vez de pepinos, ¿sería demasiado osado? ¿O eso me convertiría en reina malvada? 😆 
Ay, qué día más tonto. 

¡Salud!
Y feliz viernes, pequeños bulgarianos.



miércoles, 15 de julio de 2020

Desayuno huevísimo

   Vengo con mi más reciente descubrimiento :o) Este va dedicado sobre todo a quienes prefieren desayunar salado, o a los que les gusta desayunar a las 12:00h, o quienes adoren los huevos en todas sus versiones ❤️ Descubrí este invento hace poco, trasteando por YouTube y la verdad es que, aunque de entrada suene raro, está buenísimo. Se hace en un plis, es barato y, sorprendentemente, también es ligero. 

    Pinchad en las imágenes para verlas mejor.. Hoy no hay colorines, estoy en modo experimentos.. pero el sabor lo compensa con creces, palabra de dominguera ✋


Ingredientes para 2 (o para 4 muy señoritas)

1/2 repollo
2 huevos
2-3 cucharadas soperas de harina
sal, pimienta

Para el batido:

manzana,
plátano, 
yogur,
miel y canela
(al gusto todo)


   El dibujo es bastante fiel a mi realidad xD Sí...voy descuartizando los bizcochos antes de que lleguen a la mesa..e igualando la forma de lo que queda hasta que deja de quedar. La foto me deja en evidencia: soy poco señorita 🙈 En Facebook os dejo alguna foto del proceso de los dibujos y aquí os dejo el enlace a la receta original, en YouTube. Que seguro que ese canal os da a más de uno ganas de cocinar. Y de engordar 😅

   De aquí al domingo os da tiempo a atreveros ^___^ No hay excusa.



Desde mi cueva, os mando amor, dibujos, repollo - y mucha salud.


❤️

miércoles, 8 de julio de 2020

Nata no es 😋

    Había prometido daros la receta del yogur escurrido y aquí llega ^^ Resulta que ya lo había dibujado hace años, para un libro que se publicó en Bulgaria así que, sólo he retocado los dibujos porque faltaban algunos pasos y los he traducido al español. Es una cosa sencillísima, que tan sólo requiere prever un día para que escurra bien. Tiene un montón de usos, tanto en recetas dulces como saladas y ..si os gusta el queso philadelphia o el sabor "nata"....creo que os conquistará :) Es similar sólo que casero, más ligero y más sano.
   Con esto ya tenéis la fórmula completa para poder hacer aquel sanísimo postre búgaro, más rico todavía (si cabe). Otro día dibujaré una receta salada usando el yogur escurrido, para que podáis probarlo también así y ya veréis cómo se os dispara la imaginación cocinera ^^

  * Truco: en lugar de la tela, podéis usar una media (limpia, por favor), que funciona de maravilla y además, te ríes. 
Yo uso siempre la media xD
  * Cantidades: con 1 kilo de yogur natural (o 12 yogures) sale medio kilo de yogur escurrido - unas 4 raciones 

  Podéis echar un vistazo al libro que os mencionaba arriba, pinchando en el apartado de "libros publicados" (arriba, en el menú). Fue mi primer libro publicado en Bulgaria y le tengo especial cariño. Se titula "Geografía deliciosa" y trata de dos niños que recorren Bulgaria en un viaje, donde descubren a la vez la gastronomía y la geografía búlgaras. Cocinan, hacen trastadas, conocen lugares, se enamoran, y aprenden montones de cosas. 
Es una pena que esté agotado, y que esté sólo en búlgaro y en ruso, de momento. Pero si un día lo traducimos al español, os avisaré sin falta. 

  El libro tiene una segunda parte, donde la acción se desarrolla en la ciudad en lugar de en el campo. Pero por una serie de circunstancias de la vida y de decisiones desacertadas por mi parte, no llegué a ilustrarlo. Muy a mi pesar, porque prometía ser muy muy divertido.. El libro se publicó de todas formas y quedó muy bonito, por supuesto, - pero fue gracias a la ilustradora Siyana Zaharieva (con más agallas que yo, en aquel momento) que suplió mi ausencia y salvó el propósito (¡gracias!). 

  En cualquier caso, han quedado ilustradas para la posteridad un montón de recetas búlgaras tradicionales 😊 Así nos aseguramos de que no se olviden. Yo, desde mi rinconcito, seguiré aportando dibu-recetas a este recetario tradicional e intentando enamoraros un poquito de los sabores del Este 😋


  Feliz tarde de un miércoles cualquiera
❤️

   

sábado, 4 de julio de 2020

Al día siguiente... díselo en búlgaro 😎 Sobremesa de las albóndigas y clase #4

   Pongamos que hoy es "al día siguiente" de la segunda cita. Pongamos que vuestro experimento ha salido tan exitoso que no os dio tiempo a comeros todas las albóndigas (💕). Es raro que sobren pero, si ocurre, hoy lo solucionamos.

   Prometí aclarar un poquito el misterio que rodea los kiufteta (sí, además son "los"). Como decía el otro día, las albóndigas que os enseñé no encajan mucho en la imagen que (creo) en España se suele tener de una albóndiga. Estas son grandes y algo aplastadas, y no pequeñas y redonditas. Y lo típico es hacerlas a la parrilla o fritas en sartén (o como nosotros los herejes - al horno), a diferencia de las recetas tradicionales de aquí -  con su salsa y su pan para rebañar. Podríamos presentar las albóndigas españolas a las albóndigas búlgaras... y ver qué pasa , juas juas juas... 

  
   Aquí, como en otras tantas ocasiones, las culpables del lío son las pobres palabras. Y es que la misma palabra "albóndiga", en realidad no se traduce del todo bien de cocina a cocina. Lo que puede provocar malentendidos múltiples. Igual desconozco todos los géneros de la albóndiga española, perdonadme si la estoy encasillando cual ignorante. 

   En Bulgaria, "kiufté" es la palabra que se usa para traducir "albóndiga". Pero puede ser la albóndiga pequeñita en salsa, la grande de la hamburguesa, la del filete ruso, la de la parrilla búlgara... eso todo es un "kiufte". No hay otra palabra. Para decir "hamburguesa" se usa el anglicismo. Y los "filetes rusos"..la verdad es que no tengo ni idea de cómo los llaman..vaya búlgara. Y tampoco tienen un nombre aparte estos kiufteta que, hechos a la parrilla, son casi un emblema nacional

   Por otro lado, ya visteis que "kiufteta" pueden ser también unas albóndiguitas pequeñas y redondas - si recordáis aquella receta de la Sopa de albondiguitasEs como si en búlgaro, al decir "albóndigas" se entiendera una larga lista de formas y preparaciones...a modo de enjambre albondiguil imaginario... donde sólo se puede intuir de cuál se trata por el contexto (sin embargo siempre está claro, no sé cómo).

   Pasa lo mismo con la palabra "mano" ("raká", ya la aprendisteis aquí) que significa a la vez mano y brazo - o sea, todo el conjunto -, y es el contexto el que concreta a qué te estás refiriendo. Luego los búlgaros tenemos también codos, muñecas, dedos y hombros, como el resto de las personas... Pero nuestro manobrazo es un órgano único.

   Así que, me temo, esta aclaración sólo aclara que el misterio es un misterio. Como siempre, mi blog, tan funcional.

   Os dejo la chuleta de la clase de las albóndigas que, al fin y al cabo, ¡de eso se trataba!
   
   Si os acordáis, hace nada os enseñé la palabra búlgara para decir "queso"(que fue la primera de todas:) "queso"👉 sírene. Y ahora os estaréis preguntando, qué le ha pasado a la palabra queso en esta receta. Pues la respuesta es:

miércoles, 1 de julio de 2020

Albóndigas de segunda cita. La receta secreta que ya no es secreta.

     También se podrían llamar "albóndigas mágicas" ..o "albóndigas celestinas"..o, como las suelen llamar mis víctimas - "albóndigas búlgaras". Aunque, ni siquiera sé si se corresponden con la definición "albóndigas". Ni tampoco con la definición de "búlgaras". Porque es una interpretación tan parafraseada de la receta original, que cualquier búlgaro levantaría la cejita. Pero oye, no fui yo! Fue mi madre, que un día las metió al horno en vez de echarlas a la parrilla.. y me lo contó. Así se convirtió en leyenda. Y detonó una hilera de delirios sentimentales. Claro que su receta ya no es su receta, porque cada vez que las preparo entra o sale algún ingrediente..
    Básicamente, cada vez que entra o sale algún amorío de mi comestible vida. La receta aún no es perfecta, pues. 

     En fin, todos andamos a la búsqueda de la Albóndiga Perfecta. A saber por qué leches (también les he añadido leche alguna vez, ahora que lo recuerdo..) Pero, ¿y si la Albóndiga Perfecta es una albóndiga que cambia de sabores? Así no hay quien se aclare.

Ingredientes para unas 20 albóndigas, más o menos:

800g carne picada (ternera y cerdo)
1 cebolla, picada finito
1 cucharita (de las de té) de sal
1/2 cucharita (de las de té) de pimienta negra
1/3 cucharita (de las de té) de cominos molidos
1/2 cucharita (de las de té) de curry
cilantro seco, o perejil, si queréis *
1 rebanada de pan remojado y escurrido (un puñado)
queso rallado tipo mozzarella (que no sea un queso muy fuerte) - un puñadito

*si le echáis cilantro, no os aconsejo echarlo fresco porque su sabor es muy fuerte y creo que eso podría echar a perder el resultado final... Ante la duda, mejor prescindir de las hierbas, en este caso.


    Como véis, se parecen más a lo que aquí se conoce como hamburguesas, más que a lo que correspondería a la definición de albóndiga (en el siguiente post intentaré aclarar esto de los tamaños y las definiciones). La referencia de la tapa de Nutella, era por rizar el rizo.. Lo importante es que sean

martes, 23 de junio de 2020

El Brebaje Mágico Anticatarros

    Cómo no me acordé antes.. Tantos meses de naranjas y limones, y fue hace unos días que me vino a la cabeza el recuerdo de una receta que me apunté hace años ya, de un remedio infalible anticatarros. Lo compartió nuestra querida chocolatera Esther Sánchez en su Instagram, que por su parte lo aprendió de los autóctonos en su paso por los duros inviernos de Hamburgo. Ella lo contó, yo hice una captura y lo guardé para probarlo.. Así llegó a mi este brebaje mágico, que quizás en tiempos de batalla como estos sea, más que un mero remedio casero, un chute salvador para nuestros cuerpitos. 
   
    Aunque esté pensado más para temporadas frías, este verano para muchos está empezando como un verano de "catarros" precisamente. Así que, un empujoncito al sistema imunitario no nos viene mal, ¿no?Re-comparto pues la sabiduría de las gentes de Hamburgo y, si os funciona, ¡dad las gracias a Esther! 


    Ingredientes:

6-7 rodajas de jengibre fresco
el zumo de 1 limón y un par de rodajas
el zumo de 1 naranja
1 cucharada de miel
medio litro de agua
(bolsita de té, opcional)

Hervir el agua con el jengibre durante 1 minuto y añadírselo rápidamente al zumo, con el jengibre y todo. Tapar (se me olvidó dibujar eso...) y dejar reposar 10 minutos antes de tomarlo. Tomarlo templadito.

      Yo me lo estoy tomando todos los días desde hace ya una semana y no sé si es por el brebaje mágico o no, pero tengo la garganta mucho mejor! Sabe bien y parece que también sienta muy bien. Os animo a probarlo, tengáis catarro o no.

¡Gracias Esther! Y gracias, Hamburgueseños ^___^

Salud, naranjas y limones.
💛


   P.D. Consejo de una seguidora del blog, que es química, y sabe más de esto de sacarle partido a los brebajes.. Me dijo que si queremos potenciar el efecto del jengibre, lo podemos rallar, entonces ya cocerlo 1 minuto en el agua y dejar que repose 10 minutos antes de juntar con el resto de los ingredientes (luego ya, lo podéis dejar reposar otros 10 minutos, supongo). ¡Gracias, Margot!

miércoles, 17 de junio de 2020

Geografía de la pasta italiana

    Muchos lo habréis visto ayer por instagram, pero os lo dejo también aquí que se ve mejor y más despejado. La pasta fresca se merece ser disfrutada con toda atención, con tiempo y en (pantalla/plato) grande :o) 

    Este nuevo mapa de las delicias nació de una idea de mis cómplices en glotonería - el equipo de Libros con Miga. Empezó como ilustración para uno de sus cursos - el de pasta fresca - y se convirtió en un viaje virtual por toda Italia, que a cada centímetro dibujado habría más y más la curiosidad de mi estómago. Siempre me han entusiasmado la pasta y las masas (y la cocina italiana en general) pero después de explorarlas y descubrirlas línea a línea, pliegue por pliegue y rizo por rizo.. me parece que me he condenado al enamoramiento perpetuo. No conozco Italia pero me atrevo a decir que me ha conquistado, tan platónicamente que no le diría que no a ninguna de sus pastas ❤️ Sí, quiero.

     De momento, como nuestro amor sólo puede existir en la distancia, no me queda más remedio que mantenerlo vivo a mordiscos. Y continuar el viaje imaginario con los ojos cerrados, con sabor a ñoquis y a mantequilla, y con el delantal perdido de harina ^_^ 
   
     Espero que disfrutéis amasando igual que yo explorando, y que estos dibujos os hayan conseguido entusiasmar al menos la mitad que a mi. Y... que tengáis unas muy buenas relaciones con vuestros vecinos, para poder repartir amablemente vuestros experimentos pastoides..... ¡Que el rodillo os acompañe! 🙌

. . .

    P.S. Para dudas acerca de los tipos de pasta o el curso, escribid a @tesimpasta (Teresa) que es la super-profe o a @librosconmiga que saben más que yo de lo que abarcan los contenidos que hay detrás de los dibujos :)


   P.P.S. A las pastas que no se encuentran a sí mismas retratadas en el mapa, os pido mis más sinceras disculpas 🙏 No ha sido por falta de amor, sino por falta de espacio geográfico.... Os comeré también, lo prometo ❤️❤️❤️.


miércoles, 10 de junio de 2020

¡Pizza en sartén!🍕🍳✌Pizza de cumpleaños

¡Feliz cumpleaños!
¡Chestit rojdén den!

     Nop, hoy no hay clase de búlgaro.
Hoy es el cumple de mi padre y he preparado en su honor una no-tarta de cumpleaños.. Bueno, me la preparé a mi, por mi no-cumpleaños de hace dos días - y a él, se la dibujo. He decidido instaurarla como no-tarta oficial. La pizza de cumpleaños.
     Todo empezó porque tenía que usar un trozo de puerro que sobró de nosequé otra cosa..y  porque me entró el gusanito de juntar puerro con mozzarella, que también sobraba por ahí. Es una combinación que me pirra. Tanto que cuando la pizza estaba lista, después de terminarme el primer trozo, al volver a por el segundo me dije que era un excelente momento para disfrutar sin censura del no-tener-que-compartir-mi-comida 😬 Corté el segundo trozo, y el tercero y, sin ningún tipo de respeto, los dejé pelados...o sea..me comí lo de encima y dejé el pan triste y solo (lo siento, pan). Resumen: puerro+mozzarella=❤️❤️❤️❤️❤️  Estas cosas no te dejan hacerlas en sociedad, no entiendo por qué..

     El cuarto trozo conservó su entereza sólo porque nunca supero la curiosidad de comprobar cómo sabría al día siguiente. Además, de toda la vida, cuando se cenan pizzas - se desayunan pizzas. Lo sé, lo sé...supongo que no es más que una tierna reminiscencia de adolescencia..soy una incomprendida..
     Os dejo las cantidades para preparar una masa para dos pizzas, por si también opináis que la pizza debería ser una cosa incondicionalmente individual. El resto de ingredientes son cuestión de gusto y de gula. Yo la he dibujado tal como la preparé yo misma, y como fan del puerro que soy.
  
     También podéis hacer la masa para dos pizzas: con una mitad hacer una vuestra pizza y con la otra, el desayuno a la mañana siguiente (por si no compartís mi tradición de pizza de desayuno...) Y ya tenéis una especie de pan naan, que es en realidad la receta que usé
(pincha en "seguir leyendo" para ver el resto de dibujos :)

miércoles, 3 de junio de 2020

Yogur búlgaro + miel + nueces = mejor que el llaollao : o )

    Llevo mucho tiempo queriendo dedicarle un dibujo al yogur búlgaro y presentarlo al mundo como se merece. Y cuando por fin me senté a investigar para ver cómo se lo cuento a internet y cómo explico lo maravilloso que es y los porqués... me encontré con que hay bastante más interés por él del que imaginaba. En palabras de búlgaros y de no-búlgaros. Ojalá se llegue a conocer más, porque este yogur es, como se dice aquí : mano de santo ✋
    Diréis, "claro, qué iba a decir una búlgara.." Pero mirad por dónde, quien mejor explica el por qué es ni más ni menos que ¡una española! Cuando me puse a buscar información sobre nuestro preciado yogur, descubrí la página de una mamá española llamada Marta que vive en Bulgaria desde hace años y que describe a la perfección lo que es el yogur búlgaro - seguramente mejor de lo que lo podría haber hecho yo misma.

    Cuenta detalles sobre sus propiedades nutricionales, sus usos más allá de la cocina - para mascarillas o problemas digestivos - y hasta deja enlaces para aprender a hacerlo en casa, o para tiendas donde comprarlo en España. Me ha encantado su artículo y como me parece que no se puede explicar mejor, os dejo el enlace aquí para que lo cotilleéis si tenéis curiosidad. El título lo dice todo: El mejor yogur del mundo es búlgaro 🙌  Marta, me autoproclamo oficialmente tu fan búlgara del año .. Dibujadora búlgara en España saluda fervorosa a Mama española en Bulgaria. ¡Viva internete!

    Si tenéis curiosidades bulgarianas más allá del yogur, os recomiendo su página sin pestañear. Escribe bonito, claro y con mucha naturalidad de cosas de la vida cotidiana en Bulgaria - de las que los búlgaros probablemente no nos percatamos y por eso ni se nos ocurriría aclarar. Además de que la información que ofrece es práctica también es extraordinariamente objetiva, cosa que no es tan fácil de encontrar.

    Ahora, ya que me quedé sin contenido relevante que contaros, os dibujo un postre.


    PD. Me ha hecho gracia que el dibujo con el cuenquito de cerámica tradicional lo había empezado a dibujar tal cual antes de encontrar el artículo de Mamá española en Bulgaria sobre el yogur, y allí aparece presentado casi igual xD Será un cliché folclórico, pero me encanta la coincidencia.

    Por supuesto, no ibais a quedaros sin deberes. Si os doy yogur con miel y nueces, es para que tengáis energía para estudiar eficientemente 😬  Energía y buen humor, porque está buenísimo (no pretendo quitarle mérito al llaollao peroo.....).
Es muy típico prepararlo también con lo que llaman "yogur escurrido", que queda todavía más rico y sabe suave y cremoso, como algo indefinido entre philadelphia, nata y yogur.. Otro día os lo enseño, es facilísimo de hacer.


     Con esto tenéis para una tarde más ^^ Espero que podáis probar el yogur búlgaro, viváis donde viváis. Aunque no sé si un paladar tan acostumbrado al sabor danone lo descubrirá con asombro o con dudas, puede que os sorprenda para bien. Y que hasta os conquiste y se quede en vuestras casas :) Yo entretanto seguiré mostrando de cuando en cuando sus mil y una facetas, e invocando vuestro afán explorador. Y vuestra gordura :o)

¡Salud! 
😋

sábado, 16 de mayo de 2020

Sobremesa con clase de búlgaro #2 (para después de pelar los pimientos)

    No os ibais a librar. Aquí va la chuleta con lo que podría uno necesitar para asar unos pimientos en búlgaro. Me he cortado un poco esta vez, que igual la anterior os abrumé con deberes 😬 No queremos frustración en esta cocina 🙌
    Hoy, un rayo de luz sobre los adjetivos. Solo uno pequeñito, para que veáis que en realidad es una chorrada lo de los tres géneros. Esta es de las cosas que uno entiende con el tiempo. Como aparcar... digamos.


    Con esta clase y la anterior ya se pueden decir cosas tan útiles como ..."huevos quemados", "pimientos para dos" "abuela asada" "búlgaro grandote" "cebolla apagada"...en fin, se puede tener toda una conversación enriquecedora. Incluso escribir un relato. Oye, ☝️ esa no es una mala idea. Cuando os dibuje algún que otro verbo, mandaré deberes. Relato fantástico, tema libre. Avisados estáis.
(esto de hablar sola con un alumnado virtual ..virtual en todos los sentidos.. ¿causará estragos?.. ¿más aún?...)


     Total, alumnos invisibles, ¡a estudiar! (os he ahorrado el género neutro, por el momento..ya llegará) Esto está siendo de lo más entretenido. Ojalá mi cole hubiese sido así... 8 recreos y 1 hora de clase.. primero hacer, luego entender. ¿Soy yo que vivo al revés? ¿O es la vida que se giró sola?

     Le preguntaré a la chushka.

     PD. Chushka / ЧУШКА (pimiento) en búlgaro coloquial, significa también nariz.. 👃
Dicho esto, paso página, cierro capítulo pimientil y cambio de ingrediente.

. . .


miércoles, 13 de mayo de 2020

Pimientos asados: el botón de "reset".

    Dado que la palabra estrella de la sobremesa del otro día fue "pimiento" (o sea "chúshki"), decidí que continuaría con mis memorias búlgaras enganchando desde ahí. Así hacéis repaso 😬 Hoy es sólo el preludio, que tampoco soy tan trabajadora como se creen muchos. La siguiente vez, la chuleta.

    Hoy aprovecho que la anterior dibu-receta bulgariana queda muy rica con pimientos asados y he decidido dejar grabado en el espacio virtual un momento que se repite ya todos los años en casa de mi abuela materna, que es la que vive en el pueblo (soy de los afortunados que quedamos de tener abuelos de ciudad y abuelos de pueblo, algo que forja un carácter bastante despiadado, para bien o para notanbien..).

    Mi abuela Tsesta en otra vida fue general, dicho esto puedo continuar.

    Los pimientos asados ❤️ ..qué debilidad...

     Sin embargo, son de esas cosas que te apetecen como muy repentinamente, y que no se pueden "improvisar". Porque, al fin y al cabo, algo más de tiempo sí piden en comparación con hacerlos en sartén, rehogados o en ensalada.. Como con todo, cuanto más difícil, más amor. Los pimientos asados difíciles no son, pero inmediatos tampoco. Y como los hace mi abuela del pueblo, son antiinmediatos. Al no tener el asador de pimientos que se suele usar allí para estos casos, desde que la recuerdo los hace así como lo veis arriba. 

     Un verano, ante los cubos y cubos de pimientos que había que asar (para los kilos y kilos de conservas que había que hacer....porque para mi abuela hacer poco es inaceptable), decidimos intentar convencerla de probar a asarlos en el horno. Eso no fue posible, por supuesto. Hasta que se fue a dormir la siesta, tras repetidas promesas y demostraciones de que sí sabíamos lo que teníamos hacer para asar correctamente los pimientos (que después pasarían por el control de calidad, por supuesto). No es que nos creyera que estuviéramos suficientemente cualificadas para tan exigente tarea - pero como abuela que es, al fin y al cabo, acaba cediendo ante el sueño de por la tarde (risa malévora). Se puso el despertador y se recostó en el cuarto del fondo. Dejando la puerta entreabierta, para no bajar la guardia del todo.

     Una mirada de complicidad, horno al máximo...Cual dos soldados transgresores, mi madre y yo inflingimos fríamente la jurisdicción de las conservas de pimientos, y metimos todos los que pudimos a asar - a la manera hereje. Que dure la siesta, quedurelasiesta 🙏🙏🙏 Sudábamos no por el calor de verano, no. Por miedo a que la intuición de acero de la abuela Tsetsa no la despertara antes que el reloj. La abuela es de esta especie de humanos que tienen un reloj implacable como órgano adicional, y siempre, siempre, siempre saben la hora exacta. Y eso jamás, jamás, jamás se anuncia como información sin consecuencias.

    Nos dio tiempo a salvarnos de unos cuantos cubos de trabajo. Cuando sólo la alarma humana:

"¡¡¡LOS PIMIENTOS!!! ¿¿EStÁIS MIRAnDO LOs piMiENTOS????" 

    Así son los veranos del pueblo.



      Todo esto, por decir que me gusta pelar pimientos asados. Lo que no me gusta es ir al grano, está claro. El otro día, que garabateé el cómo se pelan pimientos en bata, me quedé con ganas de dibujar el proceso bien. Porque resulta que pelar pimientos puede ser muy terapéutico (diréis, sí claro..como fregar platos...pues oye, conozco a quien le relaja fregar platos... No vive aquí, pero existe).

      En fin. Unos friegan, otros pintan bodegones o corren 10 kilómetros (uf)... Yo pelo pimientos. Es mi botón de reset. Pones la peli, empiezas, y como que tu cerebro se apaga por completo. Creo que pasa también cuando se tejen bufandas. Pero sólo tengo un cuarto de bufanda hecha desde el 2010, no estoy segura si funciona. O lo mismo es la tele.... que funciona igual sin pimientos. Ahora tendría que reescribir todo..


       Bueno, aquí lo dejo. Buscad vuestro botón de reset, que es muy útil reiniciar a cada cierto tiempo. Y hoy es día 13, perfecto para reinicios.

¡Salud!
☀️