Mostrando entradas con la etiqueta tarta. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta tarta. Mostrar todas las entradas

domingo, 21 de octubre de 2012

Tarta de manzana de Txus

..O mejor dicho, de la madre de Txus :) Txus fue uno de los primeros amigos de cocinas y dulces que hice allá por los espacios virtuales y aún por aquel entonces me había pasado una receta de tarta de manzana, que prometía sin haberla probado siquiera... y cuando la probé, sólo podía pellizcarme de castigo por no haberla preparado antes. ¡Ahora no puedo parar!
Sin perder tiempo en palabrerías, os dejo leer cuanto antes los ingredientes y a correr con la lista de la compra! xD 
Haz 'click' para ampliar. Y di 'ñam', si te ha gustado :)

Sí, queridos, es "a ojo":) Tal como me la pasó Txus: 
1. Para la base: galletitas con mantequilla y un chorrito de Pedro Ximénez
2. Para el relleno: un batido de un par de manzanas, unos 200gr de leche condensada y 3 huevos.
Y para terminar, más manzana. 170-180ºC, hasta que cuaje...o hasta que el palillo salga limpio.
Si tenéis dudas para la masa, me acordé de una base de galletas que dejé aquí por el Cartoon hace tiempo - la base de cheescake - que también os sirve. Aunque las galletas pueden ser las que más os apetezcan (reconozco que he probado hasta con las galletas Príncipe ^_^..raspando el chocolate..juas)
Ya sé que lo sabemos todos y todas. Pero a que mola:)












Como era de esperar, después de probar la receta original, fue inevitable experimentar con ella..y debo decir que todas las versiones de esta tarta han sido devoradas con el mismo ansia. La versión pela-fácil es, pese a todo, casi mi favorita - para vagos :o) En vez de pelar las manzanas, limpiar las semillas, cortarlas y echarlas a batir; lo que hice fue blanquearlas - así enteritas (meter unos 5 minutos en agua hirviendo, tirar el agua y dejar tapadas otros 5 minutos) - así después la piel cae sola y la parte de las semillas se separa sólo con tirar del rabito. Entonces ya las trituro con la leche condensada y los huevos. Queda de miedo :)
He probado con 4 huevos, con 3 y una yema..con más manzanas..con canela..con algún licorcito...creo que empiezo a tener una grave adicción.

Esta tarta sólo tiene un fallo..Txus! Tu tarta no dura nada en el plato!! 


xD Abrazo abracísimo y a tartear! 

viernes, 2 de marzo de 2012

El brownie más bueno del mundo..

..está en el Café Molar. Molar Mucho.
Estaba. Me lo he comido.
Vale...llevaba dibujándolo 15 minutos.. 

Pero los que quedan seguro que no tienen nada que envidiarle..:} 

Os dejo aquí el dibujo original, el del instante mismo de impaciencia chocolatosa.
Y otro día os cuento cómo es que acabó el cartoon-lápiz allí..con quién estuvo..y qué ideas se le pasaron por la cabeza..Pero esa historia es otra y tendrá su post particular:)

Buenos y brownies días :*

miércoles, 22 de septiembre de 2010

CakeBox for dummies:)

Llegó la hora de admitirlo. Ya no es agosto, no.En muy poquito entramos de nuevo en otra maravillosa  temporada de cosas ricas...calabazas..dátiles..uuuvas y ...castañas..uooh:) ¡Qué impaciencia! El otoño traerá algo de frío, vale, pero a quién le importa - tendremos los hornos a tope y llenos de comida para el alma:) Para mí esta es además, una temporada de tartas. Cada semana cumple años algún individuo muy querido mío y eso, como os podéis imaginar, hace que las tartas crezcan como setas en mi cocina. Y como las últimas veces me tocaba improvisar el tema del transporte tartero..de una forma no demasiado convincente para mis gustos estéticos.. por fin me decidí por la opción de hacer mis propias cajas. Que no es ni tan complicado ni tan lento y sin embargo el resultado es bastante satisfactorio. Además las cajas son algo tan personalizable! 
Pues de esto va este post. Cómo hacer una caja de tarta, sin ir a la tienda de cajas de tarta:) ¡Vivan las cosas hechas con cariño!
Esta fue una caja que compré hace tiempo, ni recuerdo de dónde. Como siempre me pareció curioso el averiguar cómo se doblan las cajitas, tengo la costumbre de despegarlas y plegarlas, las más curiosas..cajitas de bombones..de perfumes..de jabones..una vez incluso la cajita de una mantequilla..eso fue un poco pringoso, lo reconozco..pero es que hacía "clack-clack" al abrirse y cerrarse..:) me encantaba. Lo mismo hice con esta caja de tarta, porque era incríblemente sencilla. Es de una sóla pieza y no hace falta ni pegamento. Sólo un carton grande. 
Lo único que aquí no os dejo son tamaños concretos, pero si alguno se anima, que me escriba y yo le paso la plantilla bien trazada y con más calidad, para imprimirla e ir midiendo, según el tamaño de la tarta que vaya a hacer. Es una caja perfecta para tartitas pequeñas, por ejemplo de unos 15 ó 20cm de diámetro. Para los cumples de otoño:)
Este es el proceso paso a paso para aquellos que, como yo, pueden estar demasiado tiempo pensando por qué lado del cartón empezar. Ay, ese hemisferio izquierdo del cerebro..ay.
Tened cuidado al cortar, vale?:)

Y así es como se dobla. Me gusta hacer los dibujillos, eso es todo..Otra forma de doblarla no se me ocurre, pero sería curioso de ver cómo:)
Luego ya, lo que se os vaya ocurriendo..cartón de colores..cartón con dibujos..o una caja toda llena de felicitaciones y deseos escritos a mano..a mí ese regalo me volvería loca:) 
Un lazo laaargo y rojo, claro está. Y dentro..sorpresa. 
Jo, me está entrando hambre de tarta. 
Espero sugerencias, chicos. Porque este post lo tenía muy dudoso en mi cabeza, ahí lleva ya casi tres semanas, preocupado de sentirse poco útil en el bloggomundo. Si os animáis, de vez en cuando iré subiendo un modelo de caja para tartas diferente y podré satisfacer mi mono de despedazar, investigar y desdoblar cajitas:) 

Un besín y que sea un feliz comienzo del nuevo otoño!

sábado, 6 de marzo de 2010

Base de cheescake 2. Todavía más fácil.

Por último, la base rápida. Para casos urgentes.

Ingredientes para 1 tarta:
250g galletas integrales
125g mantequilla

Me acabo de dar cuenta, que tal y como lo he dibujado, no queda nada claro que tengan que triturarse las galletas..se me ha ido la pinza. Como alguien haga lo del dibujo, se llevará una sorpresa..Así, digamos que en el nombre del arte todo se puede:) Pero, tened en mente que hay un mortero imaginario por ahí, haciendo las galletas polvo.
Hecho el aviso,
1. Cortar la mantequilla en dados y se deja fuera de la nevera, para que se ablande
2. Triturar las galletas, bien en un mortero o con el robot de cocina
3. Mezclar las galletas t r i t u r a d a s y la mantequilla, y amasarlas hasta obtener una masa homogénea.
4. Distribuir la masa en el fondo de la fuente que se vaya a usar, con la mano o usando el fondo de algún recipiente redondo para que la superficie quede del todo uniforme (que es lo que hago yo).
5. Guardar en la nevera, hasta el momento de llenar el molde con la mezcla de la tarta.

Añadiré solo que las galletas deberían ser integrales o "digestive" (u otras galletas, parecidas a los graham crackers). Pero en casos de urgencia extrema, pueden valer una galletas María integrales. Tampoco vamos a ser tan tiquismiquis.
Con esto, digo fin a la serie de la tarta de queso y les doy un descanso a las tartas.

jueves, 4 de marzo de 2010

Cheesecake! (Parte 2)

Lo prometido, prometido está. El Cheescake ha llegado. Me imagino que esta no será ninguna receta-sorpresa para vosotros, es el mejor invento para salir del paso cuando hay prisas y lo mejor, no falla.
Por último, estos días incluiré el post de la base fácil, la de las galletas. Para que no falte nada.
Ingredientes:

225g de queso crema (philadelphia)
100g azúcar
1/2 cucharita (de té) de esencia de vainilla
250 g crème fraîche
250g nata para montar
4 hojas de gelatina

1. Empezar montando la nata, para dejarla ya lista. Reservarla en la nevera 2. Batir el queso y el azúcar, suavemente, hasta que el azúcar se haya disuelto (también puede usarse azúcar glass, así se disolvería más fácil pero no aseguro que valga la misma cantidad, ya que suele incorporar almidón)
3. Incorporar la crème fraîche* y mezclar bien con la varilla 4. Y después la nata, mezclándola con la ayuda de una espátula y sin prisas 5. Poner a calentar el agua para la gelatina, unos 150ml. En cualquier caso, mirar la indicación en el sobre de la gelatina, sean hojas o polvos lo que se vaya a usar, porque lo importante es disolverla en la mitad de agua que viene indicada.
*Qué tortura este ingrediente, hasta descubrir que lo venden en cualquier Carrefour!..
5. Poner las hojas de gelatina a remojar en agua fría durante unos minutos. Cuando estén hidratadas, escurrirlas bien (con cuidado de no romperlas) y disolverlas en el agua caliente, ya fuera del fuego. La gelatina no debe hervir. Remover bien hasta que se disuelva por completo y dejarla enfriar. Más o menos, hasta que esté a una temperatura del tiempo.
6. Una vez templada la gelatina, añadirla a la mezcla y remover bien 7. Preparar el molde con la base y llenarlo de masa de cheesecake. Dejar reposar en frío unas horas, o hasta que endurezca. Yo suelo hacer las tartas siempre desde el día anterior, sean como esta o de otro tipo. En cuanto al molde, puede usarse simplemente uno desmontable, sin acetatos ni historias, pero ojo con no "dasabrocharlo" valientemente y que os quedéis en pausa mirando a los dos trozos de cheesecake que acaban de aparecer delante de vosotros. Es decir, cuidado. Lo descriptivo del aviso viene de haber tenido cierta experiencia similar.
Por cierto, con una mermelada de fresa por encima, este chsk no tiene rival.
Y esto es to,esto es to,esto es todo amigos. Debo añadir que cuando hago esta maravillosa tarta, no sigo al pie de la letra esta receta. Dado el hecho de que habrá quien se fíe de mi blog:) procuro poner las recetas originales (o avisar que son experimentos míos, para no causar frustraciones luego). Ésta es la receta original, pero si se le añade algo más de queso..un yogur natural..o uno de esos especiales giregos que parecen nata concentrada..y un pelín más de azúcar para compensar...Diría que no es un mal experimento:)

A tartear!

martes, 2 de marzo de 2010

Cheesecake! (Parte 1)

¡PoR FiN! El cheesecake prometido desde hace siglos llegó. Eso sí, en dos partes. Como suele pasar, empezó como un pequeño y modesto post, y acabó enredándose hasta dividirse en dos y tres partes.
De manera que, antes de la misma receta, decidí que podría ser buena idea enseñar (a aquellos como yo, que durante mucho tiempo se preguntaban) cómo preparar un molde para cheesecake. O bien, para cualquier tarta hecha en frío. Aquí aparece dibujado un molde desmontable pero podría hacerse perfectamente con un aro, que es lo que suelo usar yo misma. El molde quedaba mejor:)


Lo primero, por supuesto, sería tener preparada la base (aunque podría hacerse un cheesecake sin base). También añadiré la "receta" de la base rápida para urgencias. Entre comillas, ya que no considero exactamente una receta algo que se basa, fundamentalmente, en tener un paquete de galletas. Pero es muy útil, eso sí.

Y bueno, lo primero, una vez preparada la masa, cortar las bases del mismo tamaño del molde (o el aro) que se usará para hacer la tarta. En el caso de esta receta, sería uno de un diámetro de 22 ó 24 cm.

Una vez horneadas, viene la parte del molde.
Para eso, habría que abastecerse de acetato.





El acetato se puede conseguir en papelerías o en tiendas especializadas de repostería. Yo lo suelo comprar en éstas últimas porque lo venden ya cortado en tiras y es más fácil que tener que cortar trozos con el cúter.. que acaban pareciéndose más a trapecios que a tiras rectangulares..


Una vez listo el cheesecake, se desmolda con facilidad simplemente despegando el acetato con cuidado. Pero si no sale bien, se puede usar un cuchillo para ayudarlo a despegarse. Con mucho cuidado de no desgarrar la tarta y usando un cuchillo de los de untar porque sino puede dejar marcas en la superficie.

Y ya está.
Sólo falta la receta, que estará aquí en un pis pás.
Facilísima y riquísima:)



domingo, 15 de noviembre de 2009

Base de cheescake. Cuanto más simple, mejor.


Otra receta más de la base del cheescake (o una variante más de la masa quebrada). Es tan simple de hacer como de dibujar y, además, da para unas cuantas tartas..unas 15 más o menos, usando un molde de 22cm. Y como se puede congelar, se puede hacer de más sin problema.

Ingredientes:

500g mantequilla a temperatura ambiente
300g azúcar
7 yemas de huevo
1 puntita minúscula (de cuharita) de bicarbonato
1 pizca de sal
1kg de harina
la ralladura de 1/2 limón

1. Batir la mantequilla y el azúcar hasta hacer una crema (o fundir el azúcar) 2. Añadir las yemas y batir suavemente 3. Mezclar la harina, el bicarbonato (muy muy muy poco) y la pizca de sal y añadirlos también 4. Rallar la cáscara del limón con cuidado de no llegar a rallar la parte blanca (porque le daría un sabor amargo en vez de aroma a limón) 5. Unir todo bien y amasar brevemente 6. Formar una bola, envolverla en film transparente y dejarla reposar 1 hora en la nevera 7. Finalmente, extender la masa con un rodillo, dejándo un grosor de aproximadamente 5mm, no menos porque las bases se romperían con más facilidad una vez horneadas; e ir cortando las bases con la ayuda de un molde del tamaño que se desee.
Se puede congelar en porciones, bien envueltas en film.
Hornear a 180ºC, unos 10-15min. No deben quedar demasiado doradas, sino más bien blancas.
Y...si se rompe...a desayunar con café y galletas :)

miércoles, 30 de septiembre de 2009

Tiramisú. Y punto.

Recetas, las que quieras. Mil y una cremas, todas blancas. Y diferentes. Y buenas (bueno..) De dónde viene, eso está claro. Pero es dicutible. ¿Es licor de almendra?...¿de café?.. ..¿¡¿es licor?!?
Es tan problemático el Tiramisú. El más. Qué más da cual es el original. Eso sí, el mejor es este:
No pensaba escribir, pero lo haré. Una receta como esta merece respeto profundo.
Para un tiramisú enorme:

20 yemas de huevo
20 cucharadas de azúcar rebosando
2 litros de queso mascarpone
2 ó 3 paquetes de galletas Lady Fingers o Savoiardi
chocolate (cacao puro) en polvo

1. Batir las yemas* solas, durante unos minutos 2. Añadir el azúcar y seguir batiendo hasta blanquearlas (entre nostros, hasta que parezcan claras) 3. Mientras tanto, si es posible, ir haciendo el café, para que no esté caliente a la hora de usarlo ..bueno, o empezar por él claro 4. Cuando estén listas las yemas, añadir el mascarpone y mezclar todo bien, removiendo o bien batiendo, pero con cuidado de no cortar la crema..igual que pasa al batir demasiado la nata, se forman grumos que saben a mantequilla y la crema se estropea. Así que, ojo 5. Una vez hecha la crema, lisa y uniforme, guardar en frío un rato 6. Echar un generoso chorro de Amaretto en el café 6. Empezar a montar el tiramisú: untar primero el fondo de la fuente que se vaya a usar con algo de crema, muy poca, sólo para que la primera capa de galletas quede más firme 7. Ir mojando las LadyFingers en el café, sin dejarlas reposar, un segundo y ya (a no ser que se quiera un tiramisú de cuchara) 8. y colocarlas en una capa, bien apretadas 9. Cubrir con crema 10. De la misma manera, montar la siguente capa de galletas colocándolas en sentido contrario al de las de la primera capa para que, al cortar, los trozos salgan firmes 11. Volver a cubrir con crema 12. Vover a cubrir con galletas 13. Volver a cubrir con crema...según lo grande que sea la fuente. Suelen ser unas tres capas de galleta, terminando con la crema. Estas cantidades son para una fuente bastante más grande que las caseras (para unas 20 ó más personas), de manera que podría hacerse la mitad, o bien, varias tartas. Finalmente, espolvorear con el chocolate en polvo y dejar reposar al menos 1 hora en la nevera. Una noche mejor.

*son yemas..pero si por alguna inesperada casualidad cayera junto con ellas alguna que otra desorientada clara, en mi opinión, y con todo el respeto a La Receta, la crema queda verdaderamente in-superable.

y de aquí es de donde vino este tiramisú, si alguno no me cree, vayan vean y pidan postre:)

martes, 3 de marzo de 2009

Tarta primera.Cake one.

Receta original del restaurante Vegaviana en Madrid. Gracias al amable chef! :)


La mejor parte es que no hace falta leer atentamente..

Versión para leer más atentamente:

3 huevos
250g mascarpone (o más)
3 cucharadas (soperas) azúcar
1/2 vaso de vino Moscatel
1/2 vaso de leche
1 paquete de bizcochos de soletilla

Batir por separado las claras apunto de nieve con una pizca de sal y las yemas con el azúcar. Cuando estén bien montadas, mezclar las yemas y el mascarpone con las varillas hasta conseguir una crema uniforme. Añadir con cuidado las claras (cuchara de palo), envolviéndolas con suavidad en la crema.
Mezclar la leche y el moscatel en una bandeja o un bol, e ir mojando los bizcochos de soletilla (sin dejárlos reposar en en líquido) y colocándolos en la fuente donde se va a montar la tarta. Al colocar una base de bizcochos cubrir con una capa de crema de mascarpone; volver a mojar bichochos para colocar la siguiente capa; encima, volver a cubrir con la crema y repetir estos dos pasos hasta terminar los bizcochos y terminar la tarta con crema. Dejar reposar un rato en frío antes de cortar. Se puede espolvorear con escamas de chocolate con leche, cacao en polvo o canela, y servir con una salsa ligera de Moscatel reducido con un poco de azúcar y vainilla.